Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | consultaenpositivo@gmail.com

La obsesión de los selfies puede tener un problema mental detrás

La obsesión de los selfies puede tener un problema mental detrás

Con el boom de las redes sociales, millones de personas han pasado a compartir fotografías cada día, y especialmente autorretratos (lo que conocemos como selfies). Y como suele ocurrir con todo lo que termina siendo moda o tendencia, los selfies también han terminado siendo objeto de investigaciones centradas en el comportamiento y la forma de vida que se ve en ellos.

Uno de estos estudios, realizado en la Universidad de Brunel del Reino Unido, constató que los usuarios obsesionados con subir constantemente selfies a sus redes sociales pueden estar padeciendo algún tipo de problema mental.

Después de analizar 555 perfiles de Facebook, los investigadores concluyeron que las personas que llenan los muros de su perfil con selfies tienen un cierto grado de narcisismo (un complejo que hace que la persona se admire demasiado a sí misma) y llegan a despertar el rechazo de otros usuarios. Este comportamiento obedece a la necesidad de un refuerzo externo y de recibir la atención de los demás.

Es entonces cuando el nivel de autoestima depende de los “Me gusta” o “Likes” que reciben sus selfies. Cada Like llena un vacío que siente el usuario, y también le lleva a subir más selfies que reciban más likes, en un círculo vicioso que se retroalimenta y no tiene fin.

Esta actitud resulta aún más evidente cuando se puede apreciar que antes de subir la foto, el usuario la ha retocado.

Ya en el año 2014 la Universidad de Ohio en los Estados Unidos llevó a cabo un estudio en la misma línea que fue publicado en la revista Personality and Individual Differences, y que indicaba que los hombres que ponían constantemente selfies sufrían un desorden de personalidad e incapacidad para mantener relaciones correctas y efectivas con los demás.

Leave a comment

Your email address will not be published.