Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | consultaenpositivo@gmail.com

El problema de los conflictos familiares

El problema de los conflictos familiares

La vida en familia es algo que no siempre es un camino de rosas, eso lo sabemos todos. Siempre pueden surgir diferencias entre algún miembro del grupo familiar, y no por ello debe de ser algo que convierta el ambiente en problemático. Pero existen conflictos que pueden volverse más graves y necesitar una atención especializada tanto por la seriedad de los mismos como por las consecuencias que puedan tener en la relación familiar.

Estos importantes problemas que podrían requerir la ayuda de un profesional de la psicología habitualmente son de dos tipos:

  • Paterno-filiales. Esta problemática puede manifestarse de diferentes maneras. Se puede tratar de padres que se implican poco en el cuidado y la educación de los hijos, padres demasiado sobreprotectores y que limitan seriamente su autonomía, problemas de disciplina o de comunicación, hijos rebeldes, pérdida de autoridad, y otros muchos.
  • Relaciones entre hermanos problemáticas. Al igual que los anteriores, los problemas entre hermanos pueden tener diferentes manifestaciones. Sobreprotección, menosprecio, celos, idealización, rivalidad, preferencia de alguno de los progenitores por uno de los hermanos… Estos conflictos deterioran seriamente la vida familiar y personal, y pueden agravar la relación entre los hermanos con el paso del tiempo.

La terapia destinada a resolver los conflictos familiares lleva a cabo una evaluación lo más precisa posible de la interacción en la familia con el fin de determinar qué elementos desencadenan los problemas para posteriormente abordarlos con cada uno de los integrantes de la familia y llevar a cabo los cambios necesarios tanto en los comportamientos disfuncionales como en la interpretación de las conductas de los otros.

Leave a comment

Your email address will not be published.