Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | consultaenpositivo@gmail.com

El acoso psicológico, un problema que puede ser letal

El acoso psicológico, un problema que puede ser letal

El maltrato psicológico, que se convierte en acoso psicológico cuando es reiterado y se mantiene en el tiempo, es un grave problema que provoca en las víctimas una dramática caída de la autoestima y una sensación de desesperanza e indefensión interminable.

Probablemente esto es lo que hace que resulte mucho más peligroso que el maltrato físico, pues para esto último la evolución nos ha preparado. Si no nos mata la violencia física, hace que reaccionemos para huir o luchar. Esto hace que se pueda decir que la violencia física, en cierto modo, más “noble” que la psicológica, ya que es más instintiva, menos premeditada. La violencia psicológica, en cambio, es más calculada y cruel.

El acoso psicológico, cuando es un maltrato continuado en el tiempo, nos alerta de una incapacidad de la víctima para escapar de esta peligrosa situación. Los acosadores psicológicos son perversos, disfrutan con el poder y dominio que ejercen sobre las víctimas y alimentan su ego con ello. Y en ocasiones sus palabras llegan a embaucar a la víctima, que desarrolla una dependencia hacia el acosador.

Al alargarse en el tiempo, el acoso y maltrato psicológico se convierte en una tela de araña que inmoviliza a la víctima. En ella, el desprecio, las vejaciones, las humillaciones y los insultos la empequeñecen y cosifican hasta el punto de destruir la autoestima. Esa inmovilización e indefensión terminan llevando a la depresión y, en casos extremos, al suicidio.

De hecho, se ha podido constatar que una gran parte de las personas que deciden suicidarse han sido víctimas de acoso y maltrato psicológico, especialmente durante su último año de vida. Quienes lo han intentado narran que su desesperanza e indefensión, así como la baja autoestima, son las razones que les llevan a tomar esa decisión.

Por tanto, si una persona está sufriendo acoso o maltrato psicológico, debe acudir a un especialista lo antes posible que le ayudará a identificar el problema de violencia peligrosa que padece y a salir de un pozo cuyas consecuencias, de lo contrario, pueden ser dramáticas.

Leave a comment

Your email address will not be published.